“Que todos estén bien para la Copa”


SABELLA PREPARA EL ULTIMO AMISTOSO CON LA PREOCUPACION DE NO SUMAR MAS LESIONADOS

En la búsqueda de encontrar el funcionamiento ideal del equipo, de corregir errores y extremar los recursos, el entrenador de la Selección analiza cómo jugarle en La Plata a Eslovenia, un rival que juega con fiereza.

Trinidad y Tobago quedó atrás, y si bien a la Selección le queda todavía un partido amistoso, mañana frente a Eslovenia en el Estadio Unico de La Plata, antes de emprender el viaje a Brasil, al entrenador Alejandro Sabella le queda la preocupación por las lesiones sufridas por Martín Demichelis y Rodrigo Palacio, y también por la solidez defensiva del equipo, que frente a los centroamericanos sufrió dos contraataques peligrosísimos que dejaron expuesto el desequilibrio del equipo entre defensa y ataque, algo que tratándose del rival del miércoles no pareció ser demasiado grave (de hecho, Campagnaro y Demichelis consiguieron cortar los avances de Jones), pero que de sólo imaginar a rivales mundialistas con esas chances, la cuestión cobra mayor seriedad. “Tenemos que solucionar ese tipo de cosas”, reconoció el técnico.

La Selección salió airosa del Monumental porque después de una seguidilla de intentos que no prosperaron por fallas en la definición, sobre todo por el lado de Lavezzi, de un momento a otro se le abrió el arco y cerró un marcador cómodo que dejó conformes al DT y a los jugadores, pero con poco para expresar al público que, viendo el nivel y los errores que cometía el equipo visitante, esperaban más del equipo nacional.

“Si bien queremos ganar y jugar bien, la mira está en el otro fin de semana”, explicó Sabella, en referencia al debut de la Selección en Río de Janeiro frente a Bosnia. Según explicó Sabella tras la victoria, lo que buscaba con este primer encuentro amistoso era que sus jugadores comenzaran a tomar ritmo de partido, sobre todo teniendo en cuenta que algunos de los futbolistas que pisaron ayer el césped del Monumental llevaban 20 días sin competencia. “La idea es que vuelvan a tomar ritmo de juego juntos”, apuntó el entrenador.

En ese sentido, el partido de mañana frente a Eslovenia se presenta como un ensayo mucho más intenso para los futbolistas argentinos, ya que se trata de una selección europea que acaso se puede comparar mejor con lo que podrá ser el duelo por los puntos con Bosnia, el primer rival de la Argentina en Brasil 2014.

Falta que el entrenador decida con qué equipo afrontará esta segunda cita en la que la Selección se despedirá definitivamente de su público. Sabella deberá considerar antes de tomar cualquier decisión al respecto que Eslovenia, que viene de caer por 2-0 frente a Uruguay en el Centenario, tiene fama de equipo pegador. Fueron precisamente los uruguayos –sí, los uruguayos– quienes se quejaron de que los eslovenos meten la pierna fuerte y juegan al límite.

En este punto, para Sabella la preocupación tiene que ser mayor, debido a que entre los integrantes de la lista de 23 mundialistas tiene varios lesionados como Demichelis y Palacio, quienes se sumaron a los quesintieron molestias durante los entrenamientos en el predio de la AFA: Ezequiel Garay, Sergio “Kun” Agüero y Gonzalo Higuaín. “Vamos a ver quiénes juegan. Lo importante es que todos estén lo mejor posible para laCopa del Mundo”, manifestó el DT.

Cuidar a los jugadores, a eso apuntará Sabella este sábado en La Plata. Y es factible que vuelva a presentar una formación con algunos suplentes y que, como ocurrió en Núñez, vuelva a ensayar variantes y reacomodamientos en los segundos 45 minutos. Así, los hinchas deberán quizá conformarse con otro resultado positivo y con alguna ráfaga del talento de Messi. Lo que no es poco.

Anterior Un Día D marcado por amenazas y recelos
Siguiente UCR: Oscar Castillo denunció connivencia entre el Gobierno y la alianza opositora