Ultimátum de Lucía al gabinete para que reduzca la planta política


Reunión de trabajo en Casa de Gobierno

Fue un pedido realizado a principios de enero para ahorrar. Algunos ministros y secretarios todavía no hicieron el recorte.

La gobernadora Lucía Corpacci convocó ayer a su gabinete de ministros y secretarios de Estado para solicitar que avancen con el pedido para reducir la planta política que se conoce como “punto índice”. La advertencia fue realizada a partir de que algunos de los organismos no cumplieron con lo solicitado en enero para generar ahorro en las arcas provinciales.
El encuentro se realizó en el Salón de Acuerdos de Casa de Gobierno, donde, acorde a la información oficial, la primera mandataria desarrolló la reunión de trabajo en la cual definió los lineamientos inmediatos de gestión y coordinó diversas actividades entre las diferentes áreas de gobierno.
Allí también ratificó que la generación de empleo es el eje primordial de su tercer año gestión y se interiorizó sobre aspectos puntuales de los diferentes ministerios y secretarías, a cuyos responsables solicitó detalles de la marcha de tareas y proyectos previamente encomendados.
Pero, de acuerdo a lo informado a El Esquiú.com, en el encuentro reclamó a su gabinete que efectivice las medidas solicitadas para generar ahorro, a partir de que varios ministros y secretarios del Estado aún no lo hicieron. La gobernadora solicitó explicaciones sobre el reordenamiento de los índices en el marco de la reducción de la planta política y cuáles fueron los efectos de esta reducción.
A partir de que algunos funcionarios no cumplieron con lo requerido, Corpacci les reclamó “profundizar” con los recortes de manera tal que puedan realizar una evaluación global de cuánto será el ahorro final que la Provincia realizará con la reducción de la planta política y de otros gastos corrientes.

Techo del 25%

El ministro de Hacienda Ricardo Aredes participó ayer de la reunión que mantuvieron 16 titulares de las carteras financieras de distintas provincias y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. En el encuentro, celebrado en la sede porteña del Consejo Federal de Inversiones, los funcionarios provinciales concordaron con la premisa de que la paritaria nacional docente no debe superar el techo del 25%, y expusieron que la mayoría de los gobernadores necesitarán ayuda financiera para afrontarlo.
De acuerdo a lo revelado por medios nacionales, en la reunión hubo coincidencia en que el presentismo sería el mejor criterio de negociación, ofreciendo una suma fija a los que cumplan con la asistencia y, de esa manera, no comprometer las arcas provinciales con un aumento más alto y generalizado. Además, los funcionarios acordaron pedir asistencia financiera al gobierno nacional para afrontar los reclamos salariales de los gremios estatales y contemplaron la posibilidad de solicitar una prórroga para los vencimientos de deuda más allá del 31 de marzo.

 

http://www.elesquiu.com/

Anterior Medio siglo sin renovaciones
Siguiente La oposición venezolana rechazó ir a un diálogo